Tipos de Impresoras

Conoce todos los tipos de impresoras y descubre cual es el mejor para ti

Ahonda en las ventajas y desventajas de cada tecnología con los diferentes tipos de impresora

Si estás pensando comprar impresora es muy importante que conozcas los diferentes tipos que existen, cuáles son sus puntos fuertes y también donde flaquean. Con esta información podrás adquirir el dispositivo más adaptado a tus necesidades…

La respuesta a la pregunta: ¿Cuál es la mejor impresora? es simple: la que funciona para ti.

En base a lo anterior, hoy te contaremos todo acerca de los tipos de impresoras que existen. Te diremos que cantidad de trabajo pueden realizar, la velocidad promedio que alcanzan, cuales tienen mejor calidad de impresión, también cuánto cuestan y para que uso están destinadas: doméstico, oficinas o gran negocio. De esta manera podras determinar si el dispositivo funcionará para ti o no.

Si quieres una impresora nueva este post te ayudará a despejar una duda básica: ¿Cuál es mejor: la impresora de inyección de tinta o la impresora láser? También hablaremos de dispositivos claves, como: las impresoras térmicas y las impresoras de tanques de tinta. Acompáñanos y conoce todo acerca de los tipos de impresoras

Los Tipos de Impresoras que mas se están vendiendo este mes

¿Cuáles son los tipos de impresoras que existen?

Según los colores en los que imprime (monocromo/a color), según el tipo de trabajo que realizarán o el sector al que se adecúan (domésticas/profesionales), por la cantidad de funciones que realizan (monofunción o multifunción), por el tipo de conectividad (inalámbricas/ alámbricas), etc… Sin embargo, lo más común es clasificarlas según el tipo de tecnología con la que logran la impresión.

Las impresoras comúnmente logran su impresión gracias al mecanismo de:

Inyección de tinta.
Láser o LED.
Impresión térmica, la cual puede ser directa o de transferencia.
– Por impacto, como: la impresora de matriz de puntos o la antigua impresora margarita; las mencionadas utilizan partes movibles y fuerza mecánica para lograr la imprimación del texto. Esta tecnología hoy en día está en desuso; ya que la inyección de tinta y la impresión láser presentan mayores ventajas.

Para hacer más fácil la compresión ahondaremos en cada tipo de impresora según su tecnología de imprimación, explicando cómo funcionan y cuáles son sus principales ventajas y desventajas.
Iniciemos con las más vendidas en el ámbito doméstico: las impresoras de inyección de tinta.

La impresora de inyección de tinta

La impresora de inyección de tinta fue inventada por la marca Hewlett Packard o mejor conocida como HP. La idea provino de un ingeniero que, al observar el funcionamiento de una cafetera pensó en emularlo; ya que la misma no requería ningún tipo de fuerza o partes movibles, únicamente usaba la energía térmica para lograr su cometido y se planteó la pregunta: ¿El calor puede transferir la tinta al papel?

La respuesta se presentó en el año 1988 en la forma de la famosa HP OfficeJet Pro X; la primera impresora que usaba la energía térmica para lograr la impresión. Sí, HP había creado una maquina única que revolucionaría todo el negocio de las impresoras, pero era muy costosa; aproximadamente unos 995$.

Sin embargo, el precio no fue un importante impedimento; todos querían probar la nueva y mejorada impresora: la más silenciosa … Y, a partir de esa fecha la tecnología de inyección de tinta no dejo de crecer y evolucionar, se patentaron diferentes tipos de consumibles y sistemas de inyección de tinta.

impresora de inyección de tinta

La competencia es feroz en este campo dominado, en especial, por 4 empresas: HP, Epson, Canon y Brother. Lo mejor de todo: se abarató a tal punto la tecnología que puedes comprar impresora de este tipo por menos de 50€.

¿Cómo funcionan las impresoras de inyección de tinta?

Una impresora de inyección de tinta, tal como indica su nombre inyecta tinta a través de unas pequeñas boquillas sobre el papel. Para dicha acción puede ocupar dos tipos de sistema:

  1. Un sistema de inyección de tinta térmico
  2. Un sistema de inyección de tinta piezoeléctrico

Antes de adentrar en el funcionamiento de un sistema u otro, es importante que conozcas dos piezas fundamentales de las impresoras de inyección de tinta: el cabezal y los inyectores, el primero es el causante de la impresión, y el segundo son pequeñas boquillas que están dentro del cabezal por las cuales se expulsa la tinta hacia el papel.

En pocas palabras, el cabezal contiene los inyectores y estos gracias a los mecanismos internos del cabezal logran generar tus documentos.

Cuando envías un documento a imprimir el ordenador o medio envía la información a la impresora, está es guardada en su memoria e inicia el proceso. Lo primero que ocurre es el movimiento del papel, el cual es introducido a la impresora mediante un rodillo.

Posteriormente un motor mueve el cabezal de un extremo a otro, mientras los inyectores van depositando la tinta en la hoja. La impresión se va generando línea por línea, donde se van plasmando las pequeñísimas gotas de tinta; el proceso es realmente veloz, en impresoras de nueva generación apenas tomará segundos.

Dependiendo del sistema de inyección usado (térmico / piezoeléctrico), cambia el detonante de la impresión.

¿Cómo funcionan las impresoras de inyección térmica de tinta?

En el caso de las impresoras de inyección térmica de tinta, es requerida energía térmica para generar el documento deseado.

Básicamente un pulso eléctrico busca elevar la temperatura de la tinta dentro del cabezal, con la intención de formar una burbuja que impulse microgotas de tinta hacia los inyectores y ocurra la magia: se genere la impresión.

Las altas temperaturas sobre los inyectores reducen la vida útil de los mismos, por lo que los dispositivos con este sistema ubican estratégicamente los inyectores en los cartuchos de tinta. Este detalle ocasiona una ventaja y una desventaja:

  1. Como desventaja: son muy costosos los consumibles.
  2. Como punto a favor: la impresora es mucho más duradera; porque el componente que frecuentemente se daña es reemplazado con cada recambio de cartuchos.

Este tipo de tecnología es muy usada por la marca HP.

¿Cómo funciona la inyección de tinta piezoeléctrica?

A diferencia de la inyección térmica de tinta, la tecnología micropiezo o piezoeléctrica no ocupa energía térmica.

En esencia, dentro del cabezal está ubicado un cristal piezoeléctrico, el cual al recibir un pulso eléctrico se deforma generando una presión que envía la tinta hacia los inyectores. Estos últimos la plasman sobre el papel causando la impresión.

Los inyectores en este tipo de impresoras de inyección de tinta están ubicados en la máquina, son resistentes; con larga vida útil. Además, suelen ser dispositivos más rápidos que los descritos en un inicio.

Las impresoras Epson usan la tecnología micropiezo o piezoeléctrico, cuya principal ventaja es: cartuchos baratos, impresiones más rápidas y menos desgaste en cabezales e inyectores.

¿Cuáles son los consumibles de las impresoras de inyección de tinta?

Todas las impresoras de inyección de tinta trabajan con cartuchos de tinta, los cuales son una especie de reservorio del color. Estos pueden ser individuales, es decir, cuatro cartuchos en colores: negro, cían, magenta y amarillo (algunas impresoras traen un quinto cartucho adicional para incrementar la calidad de impresión, pero no es lo común), o simplemente cuentan con dos cartuchos: uno de color negro y otro tricolor que en su interior contiene tres colores: cian, magenta y amarillo.

¿Qué es mejor: dos cartuchos o cuatro individuales? Podrás pensar que al comprar sólo dos cartuchos ahorras dinero, pero no es así. El cartucho tricolor tiene tres tonos en su interior, los cuales no se gastan de manera equitativa; lógicamente las imágenes no requieren la misma cantidad de magenta que de amarillo o cían. Por lo que, si se agota un sólo color tienes que cambiar el cartucho, aunque en su interior tenga tinta de los otros dos colores.

Por lo anterior, se recomienda las impresoras de cartuchos individuales, pero si lo que buscas es alto rendimiento existen las impresoras de inyección de tinta con tanques.

Impresoras de inyección de tinta con tanques

En la actualidad hay impresoras de inyección de tinta con tanques, las cuales extraen la tinta de tanques incorporados directamente en la impresora. Estos se recargan con tinta líquida una vez que se hayan agotado; no debes cambiar cartuchos simplemente rellenar. Dichos dispositivos tienen un bajo gasto en consumibles, pero la impresora suele tener un precio elevado.

Estos dispositivos suelen ser una buena opción si imprimes frecuentemente, marcas como: HP, Epson, Canon y otras han presentado estas impresoras como la solución a la tinta cara, pero realmente no han tenido el impacto que se esperaba…

Ventajas y desventajas de la impresora de inyección de tinta

Las impresoras de inyección de tinta tienen ventajas claves, como:

  1. Son económicas; fáciles de adquirir.
  2. Son compactas.
  3. Suelen tener funciones adicionales, como: fax, escáner y fotocopiadora.
  4. En la actualidad, tienen amplias opciones de conectividad.
  5. Poseen alta resolución, lo que significa que la calidad de impresión es muy buena. Un equipo gama media Epson maneja resoluciones de 5760 x 1440 ppp; con la cual puedes imprimir fotografías nítidas y detalladas.
  6. De la misma forma, hay impresoras de inyección de tinta que alcanzan altas velocidades, equiparables en rapidez con equipos de tecnología láser.
  7. Se pueden usar con consumibles compatibles, lo que aumenta el rendimiento del dispositivo en un 300%.

No todo es perfecto cuando se trata de impresoras de inyección de tinta, estas tienen algunos contras que debes analizar antes de comprar, como:

  1. A pesar del costo inicial del equipo, la inversión de dinero suele dispararse si la usas con cartuchos originales. Estos son tan costosos, que si tienes que generar muchas impresiones es mejor optar por un dispositivo láser.
  2. Un problema muy común de estas impresoras es: al no usarlas con constancia la tinta puede secarse dentro del cabezal o en los inyectores; lo que a la larga puede dañarlo.
  3. La mayoría de estos equipos no están hechos para el uso abusivo, por lo que si requieres una para un gran negocio revisa con cuidado los datos: ciclo de trabajo mensual y volumen de impresión mensual recomendado. Lo común en estas impresoras es soportar una carga de trabajo de 50 a 250 páginas mensuales.

Las impresoras de inyección de tinta son la opción económica y si las usas con consumibles compatibles no tendrás que preocuparte por el rendimiento, pero no decidas aun… porque a continuación te presentamos a su eterna rival: la impresora láser

La impresora láser

Aunque no lo creas, las impresoras láser se crearon antes que las impresoras de inyección de tinta. Sí, en el año 1971 Gary Starkweather de la compañía Xerox, introdujo esta tecnología novedosa, que realmente no ha presentado muchos cambios a lo largo de los años.

¿Qué hace especial las impresoras láser? Simple: su rapidez, resistencia, capacidad de manejar alta carga de trabajo y su calidad de impresión de textos y gráficos.

impresora láser

¿Cómo funcionan las impresoras láser?

El funcionamiento de las impresoras láser es realmente fascinante, estas usan dos consumibles: un tóner y un tambor, en algunas marcas vienen juntos y en otras se venden por individual.

El tóner contiene un polvo o pigmento (el que será imprimado sobre el papel) y el tambor se ioniza gracias al haz luminoso (LED o láser). El polvo es atraído al tambor, para luego ser transferido al papel por medio de la aplicación de calor.

Para que sea más fácil de entender, imagina que el tambor es una especie de imán que atrae el polvo o tóner de la forma que será dispuesto sobre el papel, esto ocurre por la acción del láser o LED. Posteriormente el tóner dispuesto en el tambor será imprimado sobre el papel, gracias al calor.

Las impresoras láser pueden ser monocromaticas o a color, estas últimas tienen un peso y tamaño considerable.

Estos dispositivos son los más usados en medianas y grandes empresas, porque soportan ciclos de trabajo extenuantes y su rendimiento es mayor; mucho mayor…

Ventajas y desventajas de la impresora láser

Ciertamente las impresoras láser tienen muchas ventajas, y en ocasiones superan a sus contrincantes: las impresoras de inyección de tinta, pero no todo lo que reluce es oro y a continuación, te decimos las principales desventajas de este tipo de dispositivo:

  1. Son más caras que las impresoras de inyección de tinta.
  2. Sus consumibles también tienen mayor precio, pero en general brindan más páginas impresas por menos dinero; lo que a la larga se reduce en mejor rendimiento.
  3. Su mantenimiento puede ser más costoso que el de una impresora de inyección de tinta.
  4. Son más pesadas y grandes que sus competidoras.
  5. Si adquieres una impresora láser a color debes invertir en 4 tóner… aunque el rendimiento de estos sea mucho mayor al de los cartuchos, debes considerar la inversión que supondrá.

Pese a lo anterior, las impresoras láser son las favoritas de las empresas por sus múltiples ventajas, como:

  1. Velocidad de impresión muy alta.
  2. Costo de página impresa bajo.
  3. Aguanta ciclos arduos de trabajo.
  4. Excelente calidad de impresión, sobre todo en textos.
  5. Puedes conseguirlas multifunción y con conectividad inalámbrica.
  6. En la actualidad hay modelos de bajo precio y muchas funciones.
  7. A diferencia de la impresora de inyección de tinta, no tendrás problemas como: inyectores tapados. Puedes inactivarla por largos periodos de tiempos sin afectar su vida útil de alguna manera.

Las impresoras láser son máquinas hechas para trabajar arduamente, cuentan con excelente calidad de impresión y son ideales para ti si buscas: resistencia, rendimiento y durabilidad…

Impresoras térmicas

Las impresoras térmicas son dispositivos que usan el calor para transferir la imagen al papel, hay dos tipos: las que usan consumibles (las de transferencia térmica) y las que ocupan un papel especial (las térmicas directas).

Estos dispositivos suelen usarse para imprimir formatos específicos, como: etiquetas, facturas, códigos de barras y semejantes.

Impresoras térmicas

Funcionamiento de las impresoras térmicas

Si la impresora térmica es de tecnología directa genera los documentos sin ningún tipo de cartucho, cinta o tóner. Para esto requiere un papel termosensible que reacciona al calor emanado por la máquina y se realiza la impresión.

Las etiquetadoras y las impresoras fiscales suelen usar esta tecnología. Su principal desventaja es la poca duración de la impresión, que suele alterarse pasado los seis meses. Su mayor ventaja: no requiere consumibles y son máquinas de precio accesible.

Por otra parte, la impresora térmica de transferencia sí requiere un consumible conocido como cinta Ribbon. Esta también funciona gracias a la acción del calor sobre la cinta, generando la impresión.

La mayor desventaja de la impresora térmica de transferencia es: requiere consumibles y son más costosas. No obstante, las ventajas son considerables: la impresión es más duradera y no requiere ningún papel especial.

Estas impresoras son específicas para un tipo de documento, no funcionan como impresora láser o una de inyección de tinta; que genera toda clase de impresiones.

Otros tipos de impresoras en desuso

Adicional de las impresoras mencionadas anteriormente, existen otros tipos, como:

Las impresoras por impacto, siendo la impresora margarita la primera de este tipo, cuyo mecanismo semejaba a una máquina de escribir, es decir, golpeaba sobre una cinta el carácter a imprimir y este era transferido al papel. Básicamente funcionaba con el impacto.

La utilización de la ruidosa impresora margarita fue sustituida en 1957 por la impresora de matriz de puntos diseñada por IBM. El funcionamiento era muy similar a la anterior, sólo que los caracteres no se imprimían uno por uno… esta máquina usaba puntos que se impactaban sobre la cinta para formar letras, símbolos, números, imágenes y gráficos.

Por mucho tiempo esta impresora fue parte fundamental de las empresas, y aun hoy en día podemos conseguir negocios que la usan para generar facturas. Estas máquinas son lentas y ruidosas, pero muy duraderas…

Los tipos de impresoras más conocidos: la impresora de inyección de tinta e impresora láser

En la actualidad las tecnologías que monopolizan el mercado son:

  1. La impresora de inyección de tinta
  2. La impresora láser

Estas dos son protagonistas del eterno debate: impresora de inyección de tinta Vs impresora láser, y aun no hay un ganador claro; porque cada una es ideal para un tipo de usuario en específico.

Impresora de inyección de tinta Vs Impresora láser

Tal como indicábamos con anterioridad, determinar cuál impresora es mejor es realmente subjetivo. Imagina el siguiente caso:

Eres dueño de una academia, das cursos de computación e imprimes guías para tus estudiantes. Aproximadamente unas 500 a 1000 hojas mensuales. El dispositivo que convendría en este caso es una impresora láser. Sin embargo, esas guías tienen muchas imágenes y quieres imprimirlas a color, la opción cambiaría pudiendo ser: una impresora láser a color o una impresora de inyección de tinta de gama profesional o que ocupe tanques de tinta.

No obstante, la impresora láser a color es pesada, pero la de inyección de tinta consume muchos cartuchos… Y, si ahondamos más, descubrimos que la láser no imprime las imágenes tan bien como la de inyección de tinta, pero si lo hace más rápido. Adicional no puedes optar por una de tanques de tinta porque son caras y el ciclo mensual de trabajo no se adapta a tus necesidades… ¿Qué debes hacer?

Lo primero que tienes que hacer es priorizar: ¿Qué necesito rapidez o imágenes perfectas? ¿Cuánto estoy dispuesto a gastar en consumibles? Responderte ciertas preguntas claves te señalarán claramente el camino a elegir.

A pesar de que, en muchos aspectos la impresora láser parezca superior, hay situaciones donde funciona mucho mejor comprar impresora de inyección de tinta. Estas últimas compiten cerradamente en rapidez con las primeras.

En conclusión, ¿Cuál es mejor? Te repetimos: la que se adapte a tus necesidades específicas…

Mas tipos de impresoras

¿Pensaste que eso era todo? Inyección de tinta, láser y térmica, pues te equivocas ¡Aun hay más impresoras!

Si bien lo común es clasificar las impresoras según su tipo de tecnología, hay otros aspectos que las representan, como: las funciones, la conectividad, la gama, entre otras…

A continuación, hablemos de estas diferentes clasificaciones:

Impresoras según el color: monocromo / a color

Si clasificamos las impresoras según el color en el que generan la impresión conseguimos dos tipos:

Impresoras monocromáticas: sólo imprimen en blanco y negro y/o escala de grises. Normalmente las impresoras láser económicas son de este tipo.

¿Para quién se recomienda la impresora monocroma? Simple: para aquellos que no requieren impresión de imágenes o similares, como: centro de copiado, para estudiantes de disciplinas como el derecho o la literatura, entre otros.

Es muy poco probable que consigas impresoras de inyección de tinta monocromáticas.

Ciertas impresoras térmicas son monocromas.

Impresoras a color: tal como lo indica su nombre, estas pueden generar impresiones a full color; brillantes y vibrantes.

Las impresoras de inyección de tinta son a color en su mayoría, y también puedes conseguir impresoras láser a color, pero su precio es más elevado y la resolución es mucho menor a las de tecnología de inyección.

Cuando la impresora láser es a color suele tener un tamaño considerable, ya que en su interior debe haber 4 consumibles; pudiendo alcanzar los 15 Kg o más. A diferencia de las impresoras de inyección de tinta que son muy compactas.

Impresoras según el segmento de uso: domésticas / profesionales

Las impresoras pueden dividirse según el tipo de trabajo que llevarán a cabo, normalmente están:

Impresoras domésticas: excelentes para usar en el hogar, para estudiantes o en un pequeño negocio con bajo volumen de hojas impresas. Este tipo de maquina se caracteriza por un bajo precio, velocidad media – baja y un volumen de impresiones mensual inferior: de aproximadamente 50 a 250 impresiones.

No están hechas para el uso abusivo, normalmente suelen ser de tecnología de inyección de tinta y tienen todas las ventajas de este tipo.

Las impresoras del segmento doméstico suelen usarse para el teletrabajo o para instalar en tú homeoffice.

¿Cómo reconocer una impresora doméstica? La manera inequívoca es: revisando el ciclo de trabajo mensual y el volumen recomendado mensual de impresiones. Una máquina que sólo pueda imprimir 150 hojas al mes no rendirá en un gran negocio, por lo que se considera doméstica.

Aunque las impresoras de inyección de tinta dominan el sector doméstico, en la actualidad se han abaratado las impresoras láser y existen modelos para el hogar con gran aceptación.

Impresoras profesionales: dispositivos que están hechos para resistir el uso abusivo, y generar miles de documentos al mes con una rapidez loable. Normalmente las impresoras láser dominan este mercado por su velocidad, bajo costo de hoja impresa, resistencia, durabilidad y sus ciclos de trabajos extensos que se sitúan entre las 250 a 1000 o más impresiones mensuales.

Pese a lo anterior, también hay impresoras de inyección de tinta para el segmento profesional, las cuales presentan ventajas sobre la tecnología láser como: mejor calidad de imagen, dispositivos más económicos; normalmente multifuncionales y con gran durabilidad. No obstante, el costo de hoja impresa siempre es mayor, porque los cartuchos son costosos y no tienen el mismo rendimiento que el tóner.

Asimismo, se consideran profesionales aquellas impresoras ideadas para un segmento en específico, como: impresoras con alta calidad fotográfica ideales para diseñadores, también aquellas que pueden generar posters y documentos en formatos de papel grandes.

También hay impresoras térmicas profesionales capaces de imprimir etiquetas, facturas y otros documentos similares con alta velocidad y buen rendimiento.

En este particular, se podrían encasillar los dispositivos en tres gamas: baja, media y alta, los de gama baja son exclusivos para el uso doméstico, los de alta gama son ideales para profesionales y los de gama media pueden ser usados en pequeños o medianos negocios.

Recuerda: verifica siempre el volumen de impresión mensual recomendado, esta medida te indica si la impresora puede aguantar la carga de trabajo que le darás.

Impresoras según sus funciones: monofunción / multifunción

Puedes encontrar en el mercado dos tipos de impresoras según la cantidad de funciones que posean. A continuación, conócelas:

La impresora monofunción: este es un dispositivo que únicamente imprime, no tiene ningún otro tipo de función adicional. Normalmente son del tipo láser y son fáciles de usar, sin complicaciones ni botones de más. Pueden o no tener conectividad Wi-Fi.

Las impresoras multifunción: normalmente las encuentras de inyección de tinta y son las denominadas: 3 en 1, 4 en 1 o All in One… ¿Qué tienen de especial? Además de la función de impresión cuentan con otros equipamientos adicionales, como: fax, escáner y copiadora.

Hoy en día casi todas las impresoras de inyección de tinta son multifuncionales, son poco frecuentes los modelos monofunción, aunque si buscas con cuidado los encontrarás…

Lo común, cuando la multifunción es del tipo doméstica es que, sea 3 en 1; es decir, cuente con escáner, copiadora e impresora; la función de fax se reserva para equipos de gama media – alta.

A la hora de comprar, si estas interesado en una impresora de múltiples funciones evita los equipos que indican que son 3 en 1 a través de aplicaciones móviles. Es decir, alegan tener escáner, pero en realidad el proceso se hace desde el móvil, no tienen el dispositivo de cama plana para hacer el escaneado directamente de la impresora.

Realmente los fabricantes suelen ser sinceros con respecto a las funciones de sus equipos, pero hay anuncios que realmente confunden al comprador y lo mejor es informarse para evitar molestias a futuro.


Diferentes tipos de impresoras según su conectividad

Las impresoras deben conectarse a un dispositivo o medio que enviará a su memoria el documento a generar. Este dispositivo puede ser una computadora, un teléfono móvil, una tarjeta SD o un pendrive. Según la forma de conexión a estos medios, las impresoras se pueden clasificar como:

  • Inalámbricas
  • Alámbricas

Una impresora inalámbrica puede conectarse sin cables a los dispositivos, para esto puede ocupar conectividad Wi-Fi, bluetooth o infrarrojo. En la actualidad, la mayoría de los dispositivos tienen conectividad Wi-Fi, que te permite imprimir fácilmente desde tu móvil.

Cuando se habla de impresora alámbrica, es aquella que requiere un cable para hacer contacto con el dispositivo que enviará los trabajos de impresión.

Si bien depende de tus necesidades, siempre es buena idea optar por dispositivos con múltiples opciones de conectividad. Sobre todo, se valora la conexión Wi-Fi… Como consejo clave, recuerda revisar las reseñas y opiniones de los usuarios sobre la estabilidad de dichas conexiones.

Como habrás podido vislumbrar cada tipo de impresora tiene sus debilidades y fortalezas, ahora depende de ti elegir la que se adapte más a tus necesidades… Si tienes dudas ¡Contáctanos! Estamos aquí para servirte y brindarte la más objetiva información, somos A4Toner los expertos en impresoras, tintas y color…

Últimas entradas de Ángel García (ver todo)

Última actualización el 2021-05-03 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados